Seguros de Vida

Seguro de Vida, todo lo que debes saber

This content shows Simple View

ahorro seguro de vida

Ahorrar con tu Seguro de Vida

El seguro de Vida como herrmienta de ahorro

Cuando nos planteamos contratar una póliza de seguro de vida, lo normal es que pensemos que este tipo de seguro sirve para proteger a nuestra familia en caso de que fallezcamos o de que estemos incapacitados para llevar a cabo nuestra profesión. Sin duda, esta es la modalidad más común del seguro de vida, si bien no es la única. Así, el seguro de vida también está relacionado con el ahorro, ya que tiene una rentabilidad nada desdeñable a largo plazo, siendo un producto mucho más beneficioso que el depósito bancario.

Aunque la función de ahorro de los seguros de vida no es muy conocida, lo cierto es que casi 10 millones de personas en nuestro país ahorran a través de los seguros de vida sin asumir ningún tipo de riesgo, la principal ventaja de los seguros de vida de ahorro frente a los depósitos y cuentas bancarias.

Seguros de vida de ahorro vs. depósitos bancarios

Como ya hemos dicho, los seguros de vida de ahorro son ideales para el ahorro de aquellas personas que no quieran asumir ningún riesgo. Mientras que con los depósitos bancarios ofrecen más riesgos, con los seguros de vida el asegurado no tiene que asumir ningún riesgo. Además, las diferencias entre uno y otro son las siguientes:

1.- Duración: los seguros de vida pueden tener una duración de vida, estando más enfocados a conseguir una rentabilidad a medio o largo plazo. Así, pueden garantizar rentabilidad a cualquier plazo, incluso en plazos de tiempo superiores a los 20 años.

2.- Aportaciones: en los seguros de vida los asegurados no tienen por qué hacer grandes aportaciones, lo que sí ocurre en los depósitos bancarios. Así, podrán hacer aportaciones muy pequeñas, sin que su nivel de vida no se vea comprometido. Por otro lado, en los seguros de vida se puede suspender o modificar el plan de aportaciones sin penalización, lo cual no es posible en los depósitos bancarios.

3.- Ahorro acumulado: los seguros de vida son los únicos que pueden garantizar que te devolverán el ahorro acumulado en forma de renta vitalicia, si bien es cierto que también se podrá recibir el capital acumulado en forma de capital, es decir, recibiéndolo de una sola vez.

4.- Garantía: mientras que la inversión en los depósitos bancarios está garantizada por el Fondo de Garantía de Depósitos, el capital invertido en los seguros de vida estará garantizado por el Consorcio de Compensación de Seguros.

Teniendo en cuenta todo lo anterior, y aunque es necesario que cualquier seguro de vida que se precie deberá cubrir el fallecimiento -pudiendo cubrir también la invalidez y la incapacidad profesional- del asegurado, lo cierto es que no podemos perder de vista lo eficaz que es este tipo de seguro a la hora de ahorrar.

Consulta a tu asesor de confianza, y planifica tus ahorros.




top